LA IMAGEN DEL SANTÍSIMO CRISTO DEL PERDÓN VUELVE A FREGENAL TRAS SU RESTAURACIÓN

Santísimo cristo del perdón/
Santísimo cristo del perdón

La obra ha permanecido casi dos años en los talleres del Centro de Conservación y Restauración de la Junta de Extremadura debido a lo complejo del tratamiento

Sete Martín
SETE MARTÍN

En la parroquia de Santa Catalina de Fregenal de la Sierra se procederá el próximo domingo día 7 de abril a las 13 horas a la bendición, una vez restaurada, de la extraordinaria talla del Cristo del Perdón, uno de los titulares de la Cofradía del Santísimo Cristo del Perdón y Nuestra Señora de las Angustias. La obra ha permanecido casi dos años en los talleres del Centro de Conservación y Restauración de la Junta de Extremadura debido a lo complejo del tratamiento.

Desde que la actual Junta Directiva tomara posesión a finales de 2014, uno de los principales objetivos era la restauración de la Imagen de Cristo. La talla estaba muy deteriorada, y estaba claro que no podíamos perder una joya tan valiosa para Fregenal.

La imagen, hasta hace poco considerada sin fundamento como de escuela de Martínez Montañés, fue atribuida de forma segura por el historiador Fernando Villa Nogales al gran escultor afincado en Sevilla Jorge Fernández Alemán, y se data en 1521. Fernández Alemán, quien colaboró en las esculturas del retablo mayor de la Catedral de Sevilla es una de las grandes figuras artísticas de su tiempo, de formación gótica y con una clara evolución a la nueva estética renacentista, siempre dentro de los cánones del estilo flamenco. El Cristo del Perdón sería una obra de madurez.

La intervención ha sido llevada a cabo por Miguel Ángel Ojeda, restaurador de dicho Centro. Previamente se realizaron todos los exámenes científicos necesarios para determinar las causas de los deterioros, dada la importancia de la obra (radiografías, TAC, fotografía multiespectral, análisis de maderas y de muestras pictóricas, etc). El estado de conservación no era bueno. Numerosas deficiencias tanto en la madera como en la policromía amenazaban la estabilidad de la obra. La primera operación consistió en la estabilización del soporte, muy atacado por la carcoma y con una fragilidad preocupante, como en los brazos y espalda. En cuanto a la pintura, se ha respetado la policromía actual, que aunque no es la original, es la única que se conserva casi entera. Se consolidaron las zonas con riesgo de desprendimiento, fijándolas de nuevo al soporte, se eliminó una pátina artificial que se había aplicado a la obra para igualar tonos y se retocaron las pérdidas de pintura. Finalmente se aplicó un barniz con protección anti-ultravioleta.

La cruz anterior ha sido sustituida por otra nueva más adecuada al estilo de la Imagen. Dicha Cruz se presentará y bendecirá igualmente el próximo domingo. Ha sido realizada en el taller de Carpintería religiosa de Guillena (Sevilla).

Fregenal recupera así, una Imagen de gran valor, sin duda una de las mejores del patrimonio artístico extremeño. El Santísimo Cristo del Perdón vuelve a su casa: Iglesia de Santa Catalina.