La luz de la Candelaria no dejó de alumbrar

La luz de la Candelaria no dejó de alumbrar

Los numerosos devotos de la Virgen de la Salud acompañaban la procesión alrededor de Santa Catalina

Juan Ignacio Márquez
JUAN IGNACIO MÁRQUEZFREGENAL DE LA SIERRA

El templo de Santa Catalina acogía un gran número de devotos, en la noche del pasado día 2, para la celebración de la Presentación de Jesús en el Templo, popularmente conocida como la Fiesta de la Candelaria. Como viene siendo habitual, la Hermandad de Nuestra Señora de la Salud preparaba especialmente a la Imagen de la Virgen para esta festividad. Una vez llegadas las ocho de la tarde, se procedía a la bendición de las candelas que acompañaban más tarde a la Madre de la Salud en procesión alrededor de la Iglesia.

A pesar del frío que acompañaba a la procesión, el calor que desprendían las candelas que iluminaban el camino de la Salud impidieron que la vela que portaba la Virgen se apagase, presagiando como marca la tradición un invierno más corto de lo habitual, con la pronta llegada de una primavera floreciente.

Las celebraciones continuaron una vez recogida esta breve procesión con la solemnidad de la Santa Misa, a la que siguió la presentación de los niños y niñas nacidos en el último año ante la Devota imagen.

Una vez concluidas las actividades religiosas, los hermanos de Nuestra Señora de la Salud se trasladaron hasta la Casa de la Iglesia, donde tuvo lugar otro año más la Asamblea General de Hermanos.

Paralelamente, en los últimos días hacía pública la Hermandad de Nuestra Señora de la Salud una nueva página de Facebook de donde recogerán toda la información que se produzca en torno a la Santísima Virgen.